Branding, pasión por la marca

Branding, pasión por la marca

Publicistas, marketeros y consultores hablan de la importancia de construir el branding o marca de una empresa para poder competir en el exigente mercado actual.
Ahora veamos ¿Qué es el branding y cómo construirlo?

El branding es el proceso o la estrategia mediante la cual se construye una marca, una identidad, que va a permitir que se distinga la empresa o el producto, que el valor percibido de la marca genera confianza, mayores ingresos y estabilidad.

La construcción del branding radica en realizar actividades y usar las herramientas de marketing de manera coherente acorde a los valores y principios de la organización.

Toda acción aislada puede generar confusión y lo que es peor perdida en tiempo y dinero.

Por lo tanto, en el proceso de la creación del branding es importante definir la propuesta única de valor de la empresa crear una estrategia competitiva y posicionar la marca.

Creando un plan de acción

El plan de acción es el resultado del análisis, diseño y la estrategia a seguir para distinguir la marca, generar confianza, diferenciarse de la competencia y dar valor a los productos.

El poder de la marca

La calidad de los productos, así como los precios, son cada vez más parecidos por lo que diferenciar la marca se hace cada vez más difícil y es allí donde el branding juega un papel crucial para distinguirla.

Según Tom Peters (Gurú de gurúes, The Economist y revista Fortune” la diferenciación parte de los intangibles de la empresa; valor, credibilidad y singularidad de la marca.

A través de su libro “El meollo del branding” Peters sostiene que la auténtica clave del éxito empresarial está en los intangibles, en las cosas que no pueden ser medidas con cifras y eso es mucho más importante que el sistema de marketing, logotipos y otros aspectos.

La marca es lo que nos define. La imagen de marca es de donde proviene la capitalización de mercado y es mucho más que el marketing o los logotipos. El branding tiene que ver con la pasión, con la historia que queramos contar, con la causa que motiva nuestra empresa. Las historias y experiencias -según Peters- serán más importantes en el futuro que los productos, la capacidad para transmitir emoción es lo más importante en un mundo controlado por la tecnología”.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







4 × tres =